Marc Márquez, que se ha llevado las dos últimas victorias en MotoGP, no estará presente en la prueba de Portimao tras sufrir una caída mientras entrenaba el pasado sábado.

El ocho veces campeón del mundo sufrió una conmoción cerebral  cuando practicaba motocross. Su equipo, Repsol Honda, ha emitido un comunicado.

«El pasado sábado, mientras se preparaba para el Gran Premio de Algarve, Marc Márquez sufrió una caída que le provocó una conmoción cerebral. Después de pasarse algunos días en casa y comprobar que todavía no está bien, los médicos le han llevado a cabo un chequeo, tras el cual se ha decidido que no participe en la prueba como medida de precaución«, señala.

De momento se desconocen más datos sobre su estado de salud y si Márquez podrá formar parte en el último tramo de la temporada. Justo cuando el de Honda recuperaba su mejor nivel, se ha encontrado con este importante contratiempo.

Ganador en Austin y Misano, las dos últimas carreras, el español ha ido de menos a más en este año de regreso tras su lesión en el brazo. Estas victorias han sido clave en su progreso siempre con el ojo puesto en 2022.