CAMILO HERRERA Y SU EXPERIENCIA MUNDIALISTA: “LA CLAVE ESTÁ EN LLEGAR A EUROPA AL 100%”

Un año de tremendo crecimiento y aprendizaje es el que ha vivido a nivel deportivo Camilo Herrera Pozo. El talquino, primo de Benjamín y Diego, se dio el gusto de permanecer un mes completo en las filas del equipo Beta Boano, Italia y disputar 3 exigentes carreras en el EnduroGP y Assoluti D’Italia, una experiencia enriquecedora que el joven del Maule analiza con S Motos haciendo gala de su calma y altura de mira que lo caracteriza.

Camilo se unió a su primo Benjamín y Ruy Barbosa en la armada chilena del EnduroGP durante la fecha de República Checa.

+ ¿Qué sensaciones te dejó este periplo de un mes en Europa?

“Me fui con la cabeza fría sabiendo que debía aprender y no ganar, pues tenía claro que sería imposible. Mi objetivo era terminar las 3 carreras que disputé y conseguir algunos buenos resultados en especiales. En algún momento llegué a pensar en lograr un top 6, y si bien no estuve cerca de lograrlo, si realicé buenas colocaciones en las especiales extremas llegando a obtener un P6 (posición 6) y un P8”.

+ Una vez que llegaste a Italia, ¿qué fue lo primero que te llamó la atención del ambiente endurero?

“Me sorprendió el uso de los vehículos van en lugar de camionetas como medio de transportes en las carreras. A diferencia de lo que sucede en Chile, es raro ver en Europa una camioneta llevando motos. Allá adaptan las van para transportar las motocicletas y la verdad es que lo encontré muy bueno”.

+ ¿Cuánto cambió tu cronología de trabajo en la semana durante tu estadía en Europa?

“Bastante. En Europa entrenaba todos los días o día por medio, mientras que en Chile lo hacía en promedio 3 días a la semana. La diferencia fundamental es que allá siempre podía entrenar con moto buena que me preparaba Boano y eso me permitía andar todas las veces que quisiera. En Chile por su parte comúnmente entreno un día y al siguiente debo hacer mantención a la moto o cambio la pieza que rompí”.

+ ¿Qué impresión te llevaste del trabajo de tu equipo Beta Boano y cómo te relacionaste con ellos?

“Quedé muy contento con el trabajo que hizo Boano. Ninguna pifia en la parte técnica. Además me lleve súper bien con los integrantes del equipo, mecánicos súper simpáticos. Si bien ya había conocido a varios en el Six Days de Viña del Mar, durante mi estadía en Italia incluso pude alojar algunos días con ellos y la verdad es que me acogieron muy bien”.

+ Pasando a las carreras, ¿qué visión te llevaste del EnduroGP y del Assoluti d’Italia respecto a organización, producción de los eventos y dificultad de las pistas?

“Del EnduroGP me gustó mucho el tipo de carreras que realizan, similar al Nacional FIM en cuanto a la composición de las especiales, pero con enlaces largos que son tanto o más importantes que las propias cronometradas. En Chile los enlaces son el 20% de la carrera, por lo tanto ante cualquier falla estás cerca del paddock para reparar, mientras que en Europa los enlaces son más del 50% del recorrido. En nuestro país es difícil retirarse por fallas mecánicas, no así en el EnduroGP donde teníamos algunos enlaces casi imposibles, con cuestas en las que debías subir incluso con cordel, La verdad es que lo disfruté, porque siempre me ha gustado el Hard Enduro. De hecho debo decir que lo pase mejor en los enlaces que en las especiales. Las cronometradas de cross eran más bien planas, las de enduro técnicas y cansadoras, y las extremas las que más me gustaron, porque ahí podía mostrar mi talento y técnica. En cuanto al torneo italiano pienso que tienen especiales más rápidas, aunque las extremas, si bien eran muy cortas, tenían una alta dificultad, por lo que era fácil pifiarse. Sufrí algunas caídas en esa especial, pero aún así marqué buenos tiempos logrando en una vuelta el puesto 24 de la general. Respecto a los enlaces, en Italia me tocaron fáciles y cortos, aunque creo que no es la constante puesto que me dijeron que en otras fechas son bastante complicados”.

+ ¿Cuánto ayudaron los tips que nos imaginamos te entregó tu primo Benjamín?

“Mucho. Siempre que íbamos a entrenar me decía que llevara la moto de tal o cual manera y me ayudaba a setear las suspensiones. Me sentí muy apoyado por el, así que le estoy muy agradecido”.

+ ¿Cuáles fueron los aspectos más difíciles que viviste en las competencias de República Checa, Francia e Italia comparado a lo que estás acostumbrado en Chile?

“Como lo dije antes los enlaces. En República Checa lo más duro fue la especial de enduro que tenía muchas raíces. Creo que ahí me caí 3 veces en los dos días de competencia. En Francia lejos lo más arduo fue el enlace para llegar a la primera especial con unas piedras resbalosas en subida., y en el italiano no me gustó el hecho que el sábado diéramos 4 vueltas de especiales, ya que me llevó a estar más fatigado mentalmente”.

+ ¿Cuán duro fue el tema físico considerando que disputaste carreras de dos días y con jornadas muy extensas?

“En República Checa noté el cansancio, incluso sufrí calambres y se me agarrotaron tanto los brazos como las piernas por no saber como reaccionar al tipo de carrera que estaba disputando. En el segundo día de competencia fue distinto, tomé mucha más agua, paré a hacer pipí dos veces en el día y así fue como aguanté mucho mejor el esfuerzo. En Francia no tuve problemas, permanecí bien hidratado y alimentado, mientras que el italiano como lo mencioné previamente no estuvo difícil, y por ende no tuve problemas. En este tema quiero indicar que me preparé fuerte dos meses antes de viajar con Manuel Marilaf, mi personal trainer, así que llegué a Europa en buenas condiciones”.

+ ¿Quedaste satisfecho con tu actuación en Europa?

“Si, encuentro que aprendí harto en todas las carreras y además conocí bastante el ámbito en todos sus aspectos, que era justamente uno de los objetivos en este viaje. Eso me dejó muy contento”.

+ ¿Cómo evalúas el nivel de la categoría Youth en la cual participaste en el EnduroGP?

“Antes del viaje pensé que podía obtener un sexto o séptimo puesto, pero el nivel es muy bueno. En República Checa llegué 10° y 11° en carreras con varios abandonos, y en Francia me sentí mucho mejor, ya que si bien logré dos 11° puestos fueron competencias con 30 participantes en la pista”.

+ ¿Qué puntos de tu conducción destacarías y cuáles piensas deberás trabajar más tras esta experiencia en el Viejo Continente?

“Pienso que mi técnica y andar en zonas de baja velocidad es muy buena. De hecho en las extremas fue donde saqué mis mejores resultados, sin embargo, caso contrario se dio en las especiales de enduro. Sentía que iba a mi máximo, pero igual me ganaban por un amplio margen. Según mi primo Benja se debe a que el resto anda más fluido y rápido, curvando mejor y frenando menos, así que tengo que trabajar y pensar en que zonas de las pistas es donde me sacan más tiempo. Ahora, en cuanto al cross, tenía menos expectativas, pero pienso que lo hice bien marcando tiempos competitivos entre los top 10 de la categoría, lo que es positivo considerando que igual tenía zonas duras con contra peraltes”.

+ Después de esta vivencia, ¿crees que podrás tomar ese aprendizaje para aplicarlo en tus próximos pasos como piloto?

“Obvio que si, partiendo por la moto. Ya decidí que correré el próximo año en una 125cc, ya que en Italia me di cuenta que es la máquina indicada para mi tomando en cuenta mi peso (liviano) y estatura. En esta decisión también tiene que ver mi andar, ya que al no ser ni muy agresivo ni muy suave no me perjudica la cilindrada, sino que el peso es lo que manda. Ahora desde el punto de vista técnico el hecho de haber entrenado con Matteo Cavallo y Brad Freeman me permitió aprender mucho sobre técnica, pasadas y tanto del nivel de aceleración como de frenado que se debe aplicar en la moto”.

+ ¿Alguna chance de ampliar tus participaciones mundialistas el próximo año?

“Si, hartas opciones. Me gustó bastante el EnduroGP, más que el italiano, y creo que se puede ver algo con Boano para estar en algunas de las fechas del mundial”.

+ De momento, ¿cómo se viene tu agenda próxima en el ámbito deportivo?

“Terminaron los campeonatos por este año. Ahora correré alguna fecha puntual, quizás algo del Chile Arenas, pero aún no he decidido sobre la temporada 2020”.

+ Por último, ¿qué mensaje le puedes dedicar a aquellos pilotos Súper Expertos chilenos que desean emprender vuelo al medio endurero europeo?

“Les digo que si tienen la posibilidad vayan, pero preparados. A mi me pasó que estuve casi dos meses sin moto por tenerla con desperfectos mecánicos, lo que fue perjudicial porque solo alcancé a entrenar dos semanas antes del viaje. La clave está en llegar a Europa al 100% para allá aprender más del 100%. Me fui con poco entrenamiento y poca moto, por lo que llegué algo descolocado y necesité de tiempo para ponerme al día y llegar mejor a las carreras finales. El que pueda ir aprenderá mucho no solo de motos, sino que también de como viven los pilotos y pilotos, y notar lo profesionales que son”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *