A FONDO CON EL “PAPI” MAXI SCHEIB: “QUIERO UN TÍTULO EN EUROPA Y VOLVER AL SBK”

Muy feliz dentro de la pista y con el corazón inflado de alegría fuera de ella. Así se describe el actual momento deportivo y humano de Maximilian Scheib, nuestro gran crédito del motociclismo de velocidad, quien lidera el campeonato Español de Superbike (ESBK) con la moral más arriba que nunca gracias a la felicidad constante que le entrega su recién nacida hijita Maxine Scheib Potín.  Desde la tranquilidad de su natal Curacaví, y poco antes de retomar su cronología competitiva en Europa, Maxi nos habla de su nuevo rol como padre, su gran momento deportivo con el team Kawasaki Palmeto de España, el sueño de ser campeón en el Viejo Continente y las chances de volver a tiempo completo al Mundial de Superbike en 2020… y quizás un poco antes si se dan con éxito sus tratativas de correr con una Kawasaki privada en la fecha argentina de El Villicum en la Provincia de San Juan.

Scheib es líder del ESBK 2019

Balance de temporada

“Ha sido un año súper positivo. Si bien tengo una lesión en el hombro producto de unas caídas en Valencia y Aragón, estoy contento por como han ido las cosas y la forma en que lo estoy pasando arriba de la moto.  Reconozco que todo está resultando bien intenso, ya que estoy viviendo en Chile y solo viajando a Europa cuando tengo semana de carreras, pero me pone muy feliz disfrutar de la familia y ganarme la vida de la mejor forma, siendo piloto”.

El curacavino ha sorteado con pericia los duelos mano a mano

Vida de papá

“Me tiene muy contento la nueva vida de papá. Tener una niñita es lo mejor que me pudo haber pasado, ya que día a día me da fuerzas para mejorar y además es un incentivo pensando en mi objetivo de ganar carreras”.

 

Triunfo en MotorLand

“Fue súper importante (para dejar atrás la caída de la prueba anterior en Valencia). Debo admitir que estaba nervioso en la primera carrera de ese fin de semana en Aragón, ya que era un momento decisivo en el campeonato. Sabía que si ganaba las dos fechas de MotorLand quedaría como líder, por lo tanto fue una victoria muy significativa a nivel de confianza. De hecho en la carrera del domingo de la fecha doble me sentí mucho mejor”.

Maxi conquistó dos triunfos valiosos en el circuito mundialista de MotorLand Aragón

Cambio de estrategia

“Desde el año pasado, mi segunda temporada con Aprilia en el Superstock 1000 de Europa, me he tomado las cosas con más calma. En 2017 creo que andaba incluso más rápido, pero desde 2018 adopté una metodología para enfrentar las carreras que me ha llevado a estar más tranquilo y lograr mejores resultados. Ahora se como manejar la presión y tener el control de lo que uno está haciendo”.

El chileno es claramente el piloto con mayor cantidad de vueltas lideradas en el certamen ibérico

Opciones de conseguir el título

“Tras la doble victoria en Aragón quedé más relajado, ya que ahora tengo 7 puntos de ventaja sobre mi principal escolta. Creo que es una buena distancia tomando en cuenta que a raíz de una caída en Valencia perdí toda la diferencia que llevaba hasta ese momento. Quedan 4 fechas. A Albacete no voy desde 2016, por lo que pienso que esa carrera será complicada, aunque una semana antes tendremos un test que será importante para habituarme al circuito. Luego viene Navarra, un circuito que me acomoda y en el que creo podré sacar mejor partido a mis habilidades ya que a los españoles nos les gusta por lo bacheado y ratonero (trabado) que es. Ahí debuté en Europa con la BMW, así que tengo buenos recuerdos de ese lugar, y finalmente nos trasladaremos a Jerez que es mi circuito favorito y donde además se desarrollará una fecha doble, lo que me deja con buenas opciones de rematar el campeonato a mi favor”.

Pese a un duro «cero» en Valencia, Scheib retomó la punta del campeonato en Aragón

Sueño de ganar el título

“En lo personal el campeonato español es casi como hablar de un torneo europeo, e incluso de mayor nivel, puesto que a diferencia del STK 1000 (sub 30) aquí corren pilotos muy experimentados. Pienso que el ESBK es muy competitivo y además tengo una buena, en realidad muy buena moto, por lo tanto me ilusiona mucho el hecho de conseguir un título. Estoy muy motivado con llevarme el campeonato”.

Scheib y la impagable sensación del festejo tras una de sus victorias en MotorLand

Experiencia en el SBK y difícil inicio de 2019

“Era muy complicada la situación que viví a fines del año pasado. Por un lado no pude demostrar de lo que soy capaz (en la MV Agusta) y por otra parte sabía que el STK 1000 desaparecía y que Aprilia sacaría su equipo del Mundial de Superbike, por lo cual habían muy pocos puestos disponibles. Tenía claro que conseguir un cupo se haría súper difícil. De hecho pilotos como Lorenzo Savadori quedaron sin lugar y otros como Marco Melandri (subcampeón de MotoGP 2005) fue acogida por una nueva escudería que se formó este año. Pienso que para poder llegar al SBK y seguir ahí lógicamente se necesita sumar buenos resultados”.

Las malas experiencias han fortalecido la mentalidad de Maxi

STK 1000 vs ESBK

“Mi prioridad era correr este año en un campeonato europeo. El STK 1000 era muy entretenido, nos permitía viajar por toda Europa, además era piloto oficial de Aprilia y estaba ganando un buen sueldo, me pagaban todo. Por ese lado me dio lata que terminara ese campeonato, pero viéndolo ahora creo que las cosas se han dado bien, ya que estoy en un torneo muy entretenido como el ESBK (torneo español) en el que somos la categoría estrella a diferencia de lo opacados entre comillas que estábamos en el STK 1000, donde corríamos a la sombra de la serie reina SBK”.

Scheib en la Aprilia del STK 1000

Moto actual

“Es totalmente diferente a la Kawasaki campeona del Mundial de Superbike. Si bien el chasis es el mismo, casi no tienen nada igual. De hecho en el SBK los chasis tienen refuerzos por dentro, un basculante totalmente distinto, unas horquillas que son ‘pata negra’ como le dicen en España, frenos especiales y electrónica muy evolucionada. Mi moto, en cambio, es de serie, una Kawasaki 2019 en versión RR que se venden 5.000 unidades en todo el mundo. La verdad es que la moto es un cohete, tiene 230 caballos y de hecho pienso que es superior a la MV Agusta que corrí el año pasado en el SBK”.

Apoyo económico

“Mi rendimiento desde el primer momento en que estuve en Europa fue óptimo. Sabemos, y la historia así lo dice, que durante los años que corrí en Argentina tuvimos que gastar mucho dinero, pero rápidamente cuando llegué a Europa pasé del Moto2 al STK con BMW y ahí lógicamente la inversión era mucho menor. Ya al año siguiente la cifra a poner siguió bajando considerablemente porque logré muy buenos resultados, y a partir de 2017 me ha ido bien porque he corrido contratado. De aquí en más no pondré más por correr. Mi trabajo es cobrar por lo que hago, ante lo cual si no hay dinero de por medio ni siquiera pensaé en subirme a una moto. A nivel familiar mi papá lo dio todo. En Europa la situación es muy diferente a nivel de financiamiento, sobre todo en Italia, donde si bien los pilotos deben pagar grandes sumas de dinero para entrar a un equipo, son capaces de conseguir empresas que te pasan entre 100.000 y 200.000 euros, amparados por una ley que los ayuda. Acá en Chile me da la impresión que esto es muy complicado de hacer”.

Opciones de seguir escalando y correr el SBK en Argentina

“El campeonato español lo sigue mucha, mucha gente. Para mi los dos grandes campeonatos a nivel mundial tras el MotoGP, SBK, AMA y el Bristish SBK son el Italiano y el Español, por lo tanto estoy muy contento de estar ahí. Me encuentro tranquilo. Estoy a pleno en la plataforma de Kawasaki España y Europa, la misma que ve a los pilotos del SBK, lo que es súper positivo a nivel de roce. De momento estamos dándole vueltas a la opción de correr en El Villicum. Nos encontramos en fase de conversaciones. Obviamente me encantaría estar. Veremos que puede surgir. Por ahora no puedo adelantar nada, pero estamos haciendo algún esfuerzo para estar presente. Para mi sería orgullo estar ahí, sobre todo pensando en todo el público que me apoyó ahí el año pasado. Correr en Sudamérica siempre es súper interesante”.

Scheib hizo su estreno en el SBK corriendo la fecha de Argentina 2018 con MV Agusta. Este año podría repetirse la situación, pero nada menos que a los mandos de una Kawasaki ZK-10R.

Proyección 2020

“Me gustaría correr con una Kawasaki en el Mundial de Superbike. Es una gran moto y está demostrado que en el SBK es la mejor”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *